La sanidad pública española tiene UN TESORO

La sanidad pública española tiene un tesoro.

Hablo con conocimiento de causa por dos razones:

  1. Porque conozco bien las dos modalidades, pública y privada. De mis 8 katiuskas, 5 han nacido en clínica privada y 3 en pública. Vaya por delante que la sanidad privada me parece una opción estupenda y que yo siempre estuve muy a gusto en ella, una cosa no quita a la otra.
  2. Porque por distintas razones, en los últimos tiempos he tenido que pasar muchas horas de hospital: endocrinos, hematólogos, ginecólogos y pediatras.

Cuando estaba embarazada de 7 meses de la rubita, la sexta, me puse de parto en la semana 33. Cuando estábamos en el coche yendo a urgencias de la clínica donde me atendían, me di cuenta de que el asunto era imparable y cambiamos el rumbo y nos dirigimos a La Paz. Allí, después de 11 días de UCI, me di cuenta de la suerte que tenemos en España.

El Bollu y Martina han nacido en el Hospital Infanta Sofía, de San Sebastián de los Reyes, en una tercera y cuarta cesárea.

En este tiempo he podido comprobar la profesionalidad de los médicos que me han tratado a mí y a ellos, siempre coordinados entre sí (en algún momento he llegado a simultanear 5 especialidades diferentes); todos ellos estaban al día de la información de los otros 4 y continuamente estudiando la última “literatura médica” que hacía falta en cada momento. Esto da una tranquilidad y una seguridad que es de agradecer.

Pero LA SANIDAD PÚBLICA ESPAÑOLA TIENE UN TESORO, que son indudablemente LAS PERSONAS que forman parte de ella. Nada ni nadie pagará nunca la parte humana que te dan incondicionalmente. Los médicos, las enfermeras, auxiliares, celadores, todo el personal, no solamente te atiende sino que te cuidan y te hacen notar un cariño real hacia personas que no conocen de nada. Dejan ver que tienen verdadera vocación en lo que hacen y así lo transmiten. En dos de esos partos, ellos estaban viviendo momentos profesionales duros, por supresión de pagas extras, por posibles privatizaciones…. Puedo asegurar que nunca se notó nada.

QUIERO DAR LAS GRACIAS PÚBLICAMENTE a todas esas personas que nos hacen más fáciles momentos delicados o complicados. GRACIAS.

Y pediros a todos que si tenéis experiencias de este tipo, se las hagáis llegar. No suelen recibir los comentarios positivos y lo agradecen mucho. En mi última estancia en el hospital, escuché más de una vez a mis vecinas insultar a las enfermeras (no juzgo a mis compañeras parturientas, mi abuela dice que parir es como sacar un piano por la nariz…  y estoy de acuerdo, jajaja) y vi a las enfermeras responder con toda la paciencia del mundo. Así que un mail a Atención al paciente lo agradecerán muchísimo.

Hoy quiero gritar un hip hip hurra por la sanidad pública española. ¡¡¡HURRA!!!

Como dice mi Muju cuando nos vamos a dar a luz (jeje, lo digo como si fuera una cosa que hago todos los días 😉 ), se despide diciendo que nos vamos a nuestra escapada romántica al hospital. Cuatro días sin niños y con cama y comida gratis. ¡Qué más se puede pedir! 🙂

Anuncios

11 pensamientos en “La sanidad pública española tiene UN TESORO

  1. Yo siempre lo digo en mi blog, he dado a luz en el hospital público de Cabueñes las tres veces y no lo haría en ninguna clínica privada de Gijón. Los mejores ginecólogos de la ciudad están allí y los mejores medios, también! No creo que pase nada por compartir habitación dos días en un hospital, prefiero parir con la garantía de que, si pasa algo malo, estaré en las mejores manos. Y vamos, a mis matronas del Centro de Salud las debe conocer todo el mundo porque no hago más que ponderarlas, jaja

  2. Gracias Paloma por un post tan bonito y agradecido. Se lo pasarè a mi madre, le harà especial ilusión ya que se ha jubilado tras 40 años como enfermera en quirófano siempre en hospitales y centros de salud públicos. En casa he visto el ejemplo de una madre entregada a su trabajo y muy cariñosa siempre por sus enfermos, ademàs de estar continuamente asistiendo a cursos para actualizarse y estar al día. Pura vocación y eso se nota…

  3. Lo suscribo punto a punto. Mi hija mayor en privado, mediana y pequeña en público. La experiencia en privado fue buena ojo, pero rn el público tambien. Con la pequeña tuvimos un susto muy grande y casi nos vamos las dos al otro mundo… y gracias a la profesionalidad del equipo de matronas y neonatología del hospital de Getafe estamos fenomenal (tiene 6 semanas) Y sobre todo considero increíble el trato HUMANO que se nos dispensó a TODA LA FAMILIA

      • De pronto empecé con contracciones cada dos minutos en la semana 36, sola en casa.Gracias a Dios llamé a una amiga qie vive al lado y me llevó al hospital, luego me recogería a las niñas del cole. Al llegar ahí de pronto hemorragia y desprendimiento de placenta. Gracias a Dios yo ya estaba en el hospital, pq segun la matrona me dijo al dia siguiente, si no, me desangraba en minutos. La pequeña salió enseguida pero tragó y aspiró mucha sangre. Mi marido ni llegó a tiempo! ! Afortunadamente todo se superó y estamos muy bien. Pero sí que debió ser espectacular cuando nos han pedido usar la información con fines académicos. Por supuesto que sí, si puede ayudar a cualquiera…

      • Madre mía!!! Qué bien que saliera todo bien. Qué sustazo y qué mal rato. Me alegro muchísimo de que se quedara en eso!!! Qué suerte estar en tan buenaa manos. Pienso a veces en que en otros países seguramente muchas embarazadas no tienen tanta suerte por estar sin medios. Muchísimas gracias por contarlo. Besos!!!

  4. Es verdad que en la sanidad hay de todo, yo he topado en la pública con muchos incompetentes pero sin embargo de los que me acuerdo hasta de su nombre es de los buenos, de una interna en mi primer parto que fue la única que me trató como a una persona y me preguntó mi nombre, y una enfermera durante un ingreso que pasaba a verme para animarme y la veía preocupada de verdad, de corazón. Da igual donde trabajen, las buenas personas son las que dejan huella.

  5. Hola! Nunca había comentado en tu blog aunque lo sigo desde antes del “parón” de los meses pasados. Lo descubrí gracias a -sospecho- una amiga común de Oviedo y me gusta mucho leerte. Este post me ha encantado. De hecho lo agradezco mucho. Lo digo como pediatra del sistema nacional de salud y lo digo como bloguera. Como pediatra de “la pública”, porque creo que sanidad pública y privada se complementan perfectísimamente; y porque creo de verdad que en nuestro país valoramos poco la sanidad tan barata que tenemos (cobertura total y absoluta solo con los impuestos que pagamos… Impensable en muchos países desarrollados), y concretamente en pediatría además (pues los niños son siempre atendidos por pediatra especialista incluso en los centros de salud y a diario y en turno de mañana y de tarde… Lo dicho, implensable en muchos países desarrollados). Y como bloguera porque sé perfectamente lo que una se piensa lo que postea o no postea… Por eso te lo
    agradezco mucho. De nuevo, me encanta tu blog!!! Sara

  6. Hola! Nunca había comentado en tu blog aunque lo sigo desde antes del “parón” de los meses pasados. Lo descubrí gracias a -sospecho- una amiga común de Oviedo y me gusta mucho leerte. Este post me ha encantado. De hecho lo agradezco mucho. Lo digo como pediatra del sistema nacional de salud y lo digo como bloguera. Como pediatra de “la pública”, porque creo que sanidad pública y privada se complementan perfectísimamente; y porque creo de verdad que en nuestro país valoramos poco la sanidad tan barata que tenemos (cobertura total y absoluta solo con los impuestos que pagamos… Impensable en muchos países desarrollados), y concretamente en pediatría además (pues los niños son siempre atendidos por pediatra especialista incluso en los centros de salud y a diario y en turno de mañana y de tarde… Lo dicho, implensable en muchos países desarrollados). Y como bloguera porque sé perfectamente lo que una se piensa lo que postea o no postea… Por eso te lo
    agradezco mucho. De nuevo, me encanta tu blog!!! Sara

    • Muchas gracias por tu comentario, Sara
      La verdad es que no me ha costado nada escribirlo porque me parece totalmente justo y me apetecía desde hace tiempo. Estoy totalmente de acuerdo en todo lo que dices, y en concreto, una muy amiga mía es pediatra en un centro de salud y veo su preparación continua y su dedicación, y me hace reafirmarme máa todavía.
      Encantada de conocerte y gracias!!!!

  7. Hola guapa…acabo de descubrir tu blog y me encanta y a mi marido que es Asturiano jaja…
    Leyendo tu post q por cierto tienes más razón q un santo!!! …ver que tienes 8 pequeños…yo que tengo tres y estaba un poco desanimada porque habian nacido por cesárea y a cualquier gine q vas te dicen q más cesáreas nooo…Pues la verdad que al leer tu relato, me has dado un hilito de esperanza…Yo q los he tenido a los tres en la privada, desde luego que si Dios me da otro regalo ni me lo pienso, me voy a la pública, si estan mejor preparados para cualquier percance que cualquier privada..Hoy me has alegrado el día… Un abrazo!!!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s